El anhelo. LFTS#7

El anhelo madre es el silencio, y dentro de él habitan todos estos: el cuerpo, el vacío, el desierto, la ausencia de nombre, la ausencia de voces, la naturaleza, la infancia y el viento. Dentro de este anhelo tronco están las ganas de que que alguien me abrace tanto y tan fuerte que pueda sencillamente caer y ser entonces sostenida. Está la liviandad, poder llorarlo todo, poder entender mis propias muertes, está la euforia de una primera vez que nunca más será, olvidar que fue, que todo ya ha sido.

Pero sobre todo, adentro de este anhelo original, tan nuevo y antiguo, tan propio y tan de todas, está esto:

no saber

no intuir

qué pasará mañana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.